Solar Power Group apuesta por reconducir la industria termosolar por caminos que reduzcan los costes y así afrontar la crisis económica

Imagen de energelia

auricio Rojas, Director de Desarrollo de Negocio de Solar Power Group, cree que el principal desafío es el hecho de que la industria termosolar es “aún cara y depende de subsidios y otra clase de mecanismos de apoyo”. En este sentido Rojas advierte que, dada la situación económica mundial, “el progreso de la industria tendrá más dificultades para encontrar el apoyo de los gobiernos, que tienen ahora otras prioridades, y desde luego la energía termoeléctrica no es uno de ellos”.

Frente a la vorágine actual sobre el camino que tomará la industria en los próximos años y la incesante aparición de nuevas oportunidades, Mauricio Rojas advierte que esta tendencia seguirá en aumento. “La primera cosa que veremos es una universalización de la tecnología donde muchas soluciones locales se desarrollarán con materiales y conocimientos autóctonos. Quizás estas soluciones no sean las más eficientes, pero harán el trabajo” y explica: “Como industria, CSP no tiene razón para miedos, siempre se tendrá acceso a acero, cristal y a algunos buenos ingenieros”.

En este sentido, Rojas advierte que estas facilidades también conllevarán una entrada en escena de otros jugadores aumentando así la competitividad en el mercado. “Sólo aquellas compañías que consigan ajustar presupuestos sobrevivirán” y precisó: “aquellos que puedan adaptarse rápidamente a los desafíos económicos, y que sean capaces de realizar proyectos económicamente viables sin la necesidad de apoyo externo, serán los ganadores de la carrera”.

Al concentrar sus esfuerzos en la producción de electricidad, CSP debe enfrentar una fuerte presión no solo de la energía eólica sino también de su pariente, la energía solar fotovoltaica. “Esto ha hecho que tanto el almacenamiento térmico como la hibridación sean vistos como elementos diferenciadores de la energía termosolar. Pero la verdad es que la producción de vapor puede ser utilizada sin distinción para producir electricidad o en procesos industriales”. Por eso, recomienda: “sería mejor si CSP se presenta más o menos independiente de la electricidad y se asocia también a otros usos. Recordemos que sólo la cuarta parte de la energía requerida es electricidad”.

Entre las nuevas oportunidades para las termoeléctricas parece que el cambio climático y la reducción de emisiones se presentan como uno de los grandes retos que bien aprovechados, podrían significar progreso para la termosolar.“Sucesivas negociaciones fallidas han mostrado que las esperadas reducciones de emisiones no ocurren solo por compromiso. Los gobiernos están empezando a pensar que una manera que sí es efectiva para lograrlas es hacer que se pague por las emisiones contaminantes. Ésta es una oportunidad maravillosa para la industria termosolar“, explica Rojas advirtiendo que esta nueva forma de atacar el problema de las emisiones tendrá “un fuerte impacto en el coste final energético (aumentando éste) y disminuyendo la diferencia entre fósil y CSP, haciendo más cercano el momento donde una planta termosolar tenga el mismo nivel de coste que una fósil, con la ventaja de ser más limpia”.

Sobre el futuro de la hibridación y qué puede esta ofrecer a la industria, Mauricio Rojas cree que esta ofrece la oportunidad de mezclar lo mejor de las energías convencional y solar térmica para crear un sistema de suministro de energía limpia a un coste competitivo. “La hibridación es una forma suave de transición hacia el nuevo suministro de energía solar. Hibridación además es una buena estrategia para fortalecer la posición de la energía termosolar con respecto a otros tipos de energía limpia”.

No obstante, el mercado de la hibridación también se expone a retos, según Rojas: “hay que romper el paradigma de la baja porción solar. De algún modo los sistemas híbridos que tienen baja porción solar (entendida como la contribución de la energía solar en el total energético producido) son considerados o bien inútiles o no lo suficientemente limpios. Pero la verdad es que aplicados en volumen suficiente, estos sistemas de porción solar baja pueden hacer contribuciones significativas a la mezcla energética con una fracción del costo”, destaca.

Desde su conocimiento, Mauricio participará como ponente en CSP Today Sevilla el 29 y 30 de noviembre. La compañía explicará, entre otros temas, porqué sigue apostando por el concepto “caldera solar” cuya clave, al igual que en las calderas tradicionales, consiste en “suministrar vapor para ser usado de diversas formas por los usuarios finales”. “Creemos que la energía termosolar va más allá de la electricidad. Poco a poco vamos viendo como hay más compañías alineadas en la misma dirección que nosotros, ampliando el mercado desde los productores de electricidad hacia otros tipos de usuarios, también muy interesados en un suministro de energía más limpia. Esto es muy positivo, y el conjunto de la industria CSP se beneficiará de ello”, concluyó.

CSP

shadow